Los milagros no van frente al Bayern Münich (0-3)

457
1160

Un partido en donde no estuvo nunca en riesgo la clasificación del Bayern fue el que vimos hoy en el Camp Nou. Un Barcelona que sin Messi comenzó a perder la ilusión desde antes de iniciado el partido y que una vez comenzado el encuentro, se vio sobrepasado ante un equipo que no llegó a la revancha para defenderse, sino que asumió el protagonismo necesario para no pasar sustos.

Muy poco que ver en el primer tiempo, el Barça casi no tuvo opciones de peligro, mientras que el Bayern mantuvo sus opciones en ofensiva con los movedizos Robben y Ribery. Desde un comienzo se notaron las diferencias, un equipo alemán entero, jugado, con un papel claro que cumplir, anulando al Barcelona nuevamente, que no pudo imponer ni su fútbol ni sus ganas en este partido que tenía que ser perfecto para lograr los 4 goles e igualar la serie.

El factor Messi fue determinante, lo hicieron jugar ante el Athletic Bilbao en una liga que está definida hace rato y se terminó lesionando nuevamente. Para este encuentro se esperaba el ingreso del argentino para los 45 minutos finales pero por como se dio el partido, no valía la pena arriesgar al jugador en una remontada imposible.

Comenzando el segundo tiempo, Arjen Robben hizo una de sus clásicas jugadas con diagonal y remate cruzado para darle la ventaja de 1 a 0 al Bayern, poniendo punto final a cualquier intento de lucha de los catalanes.

El resto del partido estuvo de más, en el Barcelona ingresó Alexis Sánchez sin mayor suerte y el DT del Bayern reemplazó a sus jugadores con problemas de amarillas para tenerlos todos disponibles para la final.

Para terminar de coronar una eliminatoria terrible, en el minuto 72 llegó el 2º gol del Bayern, con la proyección de Ribery como si recién estuviera comenzando el partido y el autogol de Piqué tras el centro del francés. En los 77′ llega el tercero de los alemanes y 7 a 0 en el global, con otro jugadón de Ribery y el cabezazo en el segundo palo de Müller, goleador del Bayern en la Champions.

25 de mayo es el día donde Bayern Münich y Borussia Dortmund se verán las caras en una nueva final de la UEFA Champions League.